lunes, 18 de marzo de 2013

TECNICAS






ESCULPIR Y TALLAR:

Es la eliminación de materia de un bloque de 

piedra o madera, que son los materiales más 

comunes, hasta “encontrar” la forma 

deseada representa la noción más profunda de

 la escultura como arte. Entre las rocas más 

utilizadas por el escultor figura el mármol.




















MOLDEAR:

 Frente a la concepción de la escultura como el

 resultado de un proceso de sustracción, existen

 varios procedimientos donde la expresión del 

volumen se alcanza mediante un concepto 

inverso, el de la adición. La ocupación del

 espacio escultórico mediante la manipulación 

de materia blanda (barro, yeso o cera) hasta 

alcanzar la forma ideada constituye uno de 

ellos.





FUNDIR: 
Se implementa habitualmente con el

bronce y el hierro. El procedimiento 


más habitual es la fundición en hueco, que exige


la construcción  de un núcleo, a modo de


soporte, sobre el que se colocan los moldes,


dejando un espacio vacío para la aleación.

















ENSAMBLAR:

La idea de integrar elementos de 

procedencia diversa, con la intención de

configurar un objeto susceptible de ser juzgado 

globalmente como una pieza escultórica unitaria

está, con frecuencia, presente en la tradición 

histórica .


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada